Parque de casas moviles Oak Leaf comprado por parte de una alianza de organizaciones sin fine de lucro con fondos del Departamento de Vivienda de la cuidad de Portland

La preservación de vivienda asequible en el vecindario de Cully pone fin a la amenaza de que los residentes fueran desalojados y estuvieran sin techo. Los mismos residentes se organizaron para salvar a sus hogares. 

CALLE KILLINGSWORTH NE, PORTLAND – Los residentes del parque de casas móviles de Oak Leaf, están tomando un suspiro de alivio después de que el parque se compro la semana pasada por una coalición de organizaciones sin fines de lucro, utilizando fondos prestados por parte del Departamento de Vivienda de Portland (PHB). La adquisición del Oak Leaf pone fin a la amenaza que duro casi un ano de que el parque se cerraría y 25 familias de bajos recursos estarían desalojados.

La compra del Oak Leaf se finalizo el 30 de noviembre. Living Cully, una coalición de organizaciones para el desarrollo comunitario, obtuvieron el préstamo de PHB para completar la compra de 1.25 millones de dolares, preservando los hogares de familias de bajos recursos, adultos mayores, veteranos y personas viviendo con discapacidades.

“Este es personal para mi, porque tengo toda la vida vivienda dentro de y alrededor del vecindario Cully,” dijo el residente de Oak Leaf Victor Johanson. “Ahora que me estoy poniendo mas mayor y viviendo cada mes con solo mi cheque de discapacidad, no esta a mi alcance vivir en cualquier otro lugar. De parte de mis vecinos aquí en el parque, gracias al comisionado Saltzman y el Departamento de Vivienda, por haber respondido a nuestras acciones y habernos ayudado salvar nuestra comunidad.”

“La vivienda es un derecho humano. Estamos orgullos que hemos protegido este derecho para nosotros mismos, y para todas la personas que van a vivir aquí en el futuro,” dijo Johanson.

El Oak Leaf es uno de los 62 parques de casas moviles en Portland y el primero tener como dueno a una organización sin fines de lucro que esta dedicado a la vivienda asequible. Como los valores de las propiedades en Portland siguen aumentando, defensores y legisladores están preocupados que otros parque estarían afectados y presionados cerrar o ser re-urbanizadas.

“Como el primer esfuerzo para preservar un parque de casas móviles, este es un gran escalón,” dijo el comisionado de la ciudad de Portland, Dan Saltzman, quien supervisa el departamento de vivienda de Portland. “todavía hay muchos pasos adelante para asegurar que el parque se mejora, pero estoy orgulloso que pudimos navegar este territorio nuevo y desconocido para poder salvar al Oak Leaf para todas las familias que lo llaman su hogar.”

Ya que tomo propiedad del Oak Leaf, de inmediato Living Cully contrato a  St. Vincent de Paul de Lane County (SVDP) para comenzar a manejar el parque. Mientras tanto,  SVDP esta trabajando con PHB para aplicar para fondos federales que se podrían usar en 2017 para comprar el Oak Leaf de Living Cully y reembolsar el préstamo de PHB.

SVDP luego serviría como el dueno y el operador a largo plazo para el parque–un papel que ha tomado en cinco comunidades de casas manufacturadas en otras áreas de la valle willamette. En cada uno de aquellos casos, SVDP ha hecho mejoras a los parque y a las casas y  ha mejorado la calidad de vida para los residentes. También mantuvieron rentas económicas para personas que sin su esfuerzo pudieron haber estado sin casa.

“La vivienda asequible es un recurso escasez en todo el estado, y especialmente en Portland” dijo el director ejecutivo de SVDP, Terry McDonald. “Necesitamos aprovechar cada oportunidad para proteger y preservar parques de casas móviles, que son un fuente vital e importante de vivienda asequible.”

“Es importante recordar que hay seres humanos reales, vivas, que respiran en estos parques,” agrego McDonald. “Encontrando la manera de proteger a parques como Oak Leaf nos ofrecerá mas oportunidades para prevenir que hayan mas personas sin hogar en el futuro.”

Residentes del Oak Leaf comenzaron la lucha para salvar a sus hogares en enero de 2016, cuando aprendieron que la dueña planeaba vender el parque a un desarrollador quien iba a cerrar el Oak Leaf y re-urbanizar el terreno con viviendas de renta mas alto. Con apoyo de Living Cully, la iglesia católica cercana San Carlos, y servicios de Legal Aid de Oregon, los residentes presionaron a la dueña que vendiera el parque a ellos en vez de venderlo al desarrollador. Después de entrar en un acuerdo de compra en junio, los residentes reunieron cienes de personas que apoyaron al Oak Leaf  en las audiencias del consejo municipal y ganaron la palabra del comisionado Saltzman para usar fondos de PHB para preservar el parque.

Después de un proceso arduo de varios meses para asegurar los fondos y las asociaciones necesarias para adquirir y operar el parque, los residentes trabajaron con Living Cully, SVDP y PHB en los últimos dos meses para completar la compra antes de que el acuerdo de compra se expirara a finales de noviembre.

“Preservar el Oak Leaf es una victoria para los residentes actuales, quienes han luchado por casi un ano para preservar sus hogares. Muchos enfrentaron la posibilidad de estar sin casa si se cerrara el Oak Leaf,” dijo Cameron Herrington, coordinador del programa Living Cully para prevenir el desplazamiento. “Llevar al Oak Leaf al control comunitario tambien es una gran victoria para el vecindario Cully, y para las generaciones de residentes hacia al futuro quienes tendrán acceso a viviendas económicas aqui.”

SVDP, Living Cully y St. Charles Church ahora trabajaran con los residentes para empezar a rehabilitar a la infraestructura del Oak Leaf y reparar a las casas de los residentes; hay una lista larga de reparaciones criticas y problemas de mantenimiento acumulados que dejo la dueña previa que vivia fuera del estado.

“El vecindario de Cully, incluyendo a nuestras iglesias, ha tomado la iniciativa apoyar a nuestro vecinos en el Oak Leaf a lo largo de esta campana,” dijo Gabe Triplett,  asociado al pastor en la Iglesia San Carlos. “Por anos nuestra comunidad de fe ha estado apoyando a personas en los parques de trailers con necesidades básicas como comida, ropa y ayuda para pagar sus utilidades. La lucha contra el desplazamiento es una extension del esfuerzo de nuestra parroquia para vivir nuestro fe por medio de trabajos de piedad y justicia. San Carlos esta orgulloso trabajar con Living Cully y nuestros otros asociados para asegurar que haya la mas que se pueda de viviendas de bajos recursos en el vecindario.”


Comments for this post are currently closed